Calaveras de película “Spectre” se alistan para espantar a capitalinos el 29 de octubre en el Ángel

octubre 25, 2016 Ciudad de México Cultura

calaveras-spectre-mexico-en-la-red

Ciudad de México. Algunos de los carros alegóricos, mojigangas y demás marionetas que se ocuparán durante el desfile del Día de Muertos en la Ciudad de México ya se encuentran casi listos para hacer su aparición el próximo 29 de octubre en el Ángel de la Independencia.

Este desfile, que recientemente anunciaron las Secretarías de Cultura y Turismo capitalinas, tendrá una duración de más de tres horas, su longitud será de casi 600 metros de largo (para finalizar en el Zócalo) y estará compuesto por tres ejes temáticos.

La fundadora de Anima Inc, Alejandra González, encargada del último eje, denominado “Pal Panteón: Fiesta y Algarabía“, señaló que actualmente trabajan entre 40 y 60 personas en el Taller el Volador, en Iztapalapa, para la producción de estos materiales.

En entrevista, destacó que el equipo creativo ya trabajaba desde octubre del año pasado en la elaboración de este proyecto; mientras que ahora se está incorporando el equipo de diseño, arte y producción, para darle vida a las marionetas del festival.

En tanto que la directora de coreografía ensaya con alrededor de 600 voluntarios para entregar este contingente, quienes “están muy felices, practican todas las noches, por lo que creo que ellos serán el alma del evento”, apuntó Alejandra González.

Refirió que se trata de un momento mágico en donde el esfuerzo se dirige para aprovechar y dar vida a los elementos que aparecieron en la película de James Bond, Spectre, la cual se filmó en la Ciudad de México y de donde se inspiró esta nueva manera de celebrar el Día de Muertos.

En ese sentido, dijo que el segmento que les corresponde se basa en la narrativa estética e iconografía de Posadas, por lo que “estarán todos los personajes que lo hicieron famoso: las calaveras amorosas, la calavera chocarrera, la adelita, la catrina y el catrín”.

Además, contará con 40 marionetas, tres mojigangas gigantes, un gran carro alegórico y seis contingentes de 100 voluntarios cada uno, con vestuario diseñado especialmente para la ocasión, a fin de entregar “un trabajo profesional y espectacular”.

“Se trata de una celebración ancestral, milenaria y sincrética, que habla de cómo los mexicanos tenemos cosas hermosas, como este Patrimonio Intangible de la Humanidad que pondrá al país en el mapa con algo armonioso y colorido para que más gente venga”.

Al respecto, mencionó que a pesar de tener experiencia en espectáculos en vivo, como los Juegos Panamericanos de Guadalajara, y contar con productores de los Juegos Olímpicos en Río, no es lo mismo hacer un evento en un estadio que tener un desfile.

“Pero estamos listos, junto con la gente que se ha dedicado a hacer los mejores desfiles nacionales e internacionales, para entregar un producto extraordinario a los visitantes y turistas que decidan aventurase a conocer este festival”, apuntó.