Enrique Vargas del Villar entrega fosa séptica en El Mirador, Huixquilucan

diciembre 1, 2019 Gobierno Huixquilucan

  • Beneficiará a poco más de 3 mil 500 personas en el quinto sector de El Mirador

 

  • Se cumplen con los compromisos asumidos por el Alcalde

 

Este gobierno, es el que más ha trabajado con el Organismo de Agua, atendiendo emergencias, incendios, obras, fugas e infraestructura, señaló el presidente municipal de Huixquilucan, Enrique Vargas del Villar durante la entrega de la fosa séptica en el quinto sector de la comunidad de El Mirador.

Acompañado de vecinos de la zona, el Alcalde comentó que en todos los municipios las obras están paradas, menos en Huixquilucan, que es el único en el estado de México donde se ven obras.

El edil huixquiluquense precisó que tras más de 10 años de espera, por fin esta obra se realiza  en beneficio de más de 3 mil 500 personas, por ello agradeció a las autoridades auxiliares por su trabajo cercano y comunicación permanente.

Tras reconocer el trabajo de todos los servidores públicos del municipio, Vargas del Villar aseguró que las calificaciones positivas recibidas durante estos años de gestión, se deben al gran equipo de trabajo que labora en beneficio del municipio. “Yo soy uno más de este gran equipo que somos todos nosotros, de este equipo que ha sacado adelante al municipio de Huixquilucan”, afirmó.

Vargas del Villar recordó, que la obra pública en el municipio no se detiene a pesar del panorama adverso y los recortes realizados por el gobierno federal como es pavimentación de calles, infraestructura, la alberca de Magdalena, el tercer hospital municipal ubicado en San Fernando, son obras que se tienen porque se han manejado correctamente las finanzas públicas.

En tanto, Víctor Báez Melo, director del Organismo Sistema Aguas de Huixquilucan, reconoció el compromiso del presidente municipal Enrique Vargas del Villar para con las familias huixquiluquenses, es especial para la zona de El Mirador.

Recordó, que la obra entregada tenía varios años esperando ya que al no ser una obra que se vea, los anteriores gobiernos se habían negado a realizarla, ya que solamente el 30 por ciento de esta obra está en la superficie, y el resto está enterrada.

Además de terminar con los olores fétidos que rodeaban la zona, la fosa séptica entregada tiene una cámara hermética hecha de concreto, donde se almacenarán aguas negras y grises, en los procesos de sedimentación y anaeróbico reducen sólidos y materiales orgánicos.