Patricia Mercado no cumplió instrucciones de Mancera de aplicar la ley por violación de uso de suelo del restaurante Pujol

junio 5, 2017 Asociación de Colonos Lomas

Ciudad de México. Integrantes del Comité Vecinos de Polanco acusaron a la secretaria del gobierno de la CDMX, Patricia Mercado, de incumplir las instrucciones de su jefe, Miguel Ángel mancera Espinosa, para aplicar la ley al restaurante Pujol, por violar el uso de suelo.

Los vecinos de Polanco ya acudimos a todas las instancias correspondientes para denunciar esta flagrante violación a la ley por parte de este restaurante ubicado en Tennyson No. 133, sin que hayamos tenido éxito.

Los vecinos aclararon que no bajarán los brazos y buscarán tener una entrevista con el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera Espinosa, para exigirle que aplique la ley.

El restaurante Pujol es a todas luces ilegal y además de carecer de uso de suelo para su operación, debe responder por delitos ambientales por el derribo de árboles que se realizó para la transformación del predio, exigen habitantes de Polanco.

El inmueble debe clausurarse de inmediato. No hay razón alguna para que siga en funcionamiento, luego de que el Instituto Verificador (Invea) reconoció que sí se viola el uso de suelo, aseguran los colonos.

Los habitantes de la zona reaccionaron indignados al anuncio que hizo en Invea respecto de las multas por 107 mil pesos por colgar pendones en postes. “Es una burla, si bien es cierto que estamos en contra de esta publicidad y en lucha permanente contra esta situación junto con los habitantes de Lomas de Chapultepec, no se vale que nos venga a decir esto cuando el restaurante Pujol sigue abierto, a pesar de que ya se dictaminó lo que hemos denunciado respecto a que se viola el uso de suelo, señalan integrantes de Comité V. Polanco y Polígono MH.

“Que esperan Meyer Klip, consejero presidente del Invea, y la jefa delegacional en Miguel Hidalgo, Xóchitl Gálvez Ruiz, para clausurar el restaurante Pujol, después de que ya está demostrada la violación del uso de suelo. ¿Se trata de corrupción, de “moches”?, se cuestionan los colonos y exigen clausura inmediata.

Hace algunas semanas Gabriela Beltrán, presidenta del Consejo Delegacional de Miguel Hidalgo y María Ignacia Morán Martínez, coordinadora del Comité Ciudadano Polanco-Reforma, invitaron a Xóchitl Gálvez Ruiz a verificar el restaurante Pujol para que compruebe que realmente sí está violando la ley, tal y como lo hizo con unos departamentos que operaban como hotel.

“Las autoridades de la delegación Miguel Hidalgo actuaron con absoluta discrecionalidad y de manera unilateral, admitieron como bueno un supuesto permiso presentado por los dueños del restaurante Pujol, de hace mucho tiempo, bajo el argumento de que ellos tenían derechos adquiridos, indicó Ignacia Morán.

Por su arte, Gabriela Beltrán agregó que junto con los vecinos de Polanco hemos iniciado una ruta legal para exigir y lograr la clausura de este restaurante Pujol, porque tenemos el conocimiento y la certeza de que la licencia de funcionamiento que le validó y otorgó la delegada de Miguel Hidalgo, Xóchitl Gálvez, es ilegal, pues no cuenta con el uso de suelo requerido para operar como establecimiento mercantil”

Ignacia Moran resaltó “a unos cuantos días de que abrió el restaurante, ya comenzaron las molestias. La zona está llena de automóviles, de guaruras que vienen y se estacionan en doble fila, frente a las entradas de las casas para no pagar el parquímetro e incluso por las tardes y noches utilizan la calle como baño público, tiran basura, fuman y avientan colillas, en fin, las molestias son muchas y variadas”.

Le pedimos a la delegada que la ley se aplique pareja y que no sea tolerante con unos, como con el Pujol, e implacable con otros. Tiene que verificar y clausurar el Pujol.

Asimismo integrantes del Comité  V. Polanco señalaron que no descansarán hasta que el restaurante ubicado en Tennyson No. 133 deje de operar. Permitir que el restaurante Pujol siga funcionando convierte al Invea, a la Seduvi y la delegación Miguel Hidalgo en cómplices de la ilegalidad, reiteraron.